En Industrias Arizaga tomamos parte en todas fases del proceso de inyección de zamak, ya que realizamos todas piezas bajo plano. De esta forma, nos ocupamos desde el diseño de los moldes hasta el acabado y ensamblaje de las piezas finales. Así, distinguimos las siguientes fases para la fabricación de las piezas finales:

Presupuestado

En el momento que el cliente nos solicita un presupuesto, preparamos un primer croquis del molde para, basándonos en su tamaño y cavidades, definir el presupuesto más adecuado.

Diseño y fabricación del molde

Cuando el cliente acepta el presupuesto y nos encarga el molde, pasamos a dibujar, con ayuda de un programa de CAD, las distintas partes que conforman el molde, y una vez efectuado todo el diseño del molde se mecanizan las placas hasta obtener la figura de la pieza de zamak a fabricar. El proceso de preparación del molde es, dependiendo de su complejidad, de 6 a 14 semanas.

Prueba y homologación de la pieza

Una vez preparado el molde se procede a efectuar la fundición e inyección del zamak para fabricar una primera pieza a modo de prueba para poder homologarla. Si el funcionamiento del molde es correcto y la pieza obtenida cumple con las especificaciones del cliente, se le envían unas muestras, a fin de que sea él quien de la aprobación a la muestra obtenida.

Fabricación en serie

Una vez aprobadas las muestras por el cliente procedemos a la fabricación de las piezas de zamak en serie, de acuerdo con los programas fijados por él.

Acabados, piezas especiales y ensamblaje

Aunque normalmente nuestros clientes nos solicitan las piezas sin acabados superficiales, podemos suministrarlas zincadas, bicromatadas, pintadas, mecanizadas o montadas.



Solicitud de información


Seguridad

Image verification